#muyMustique


#TBT: cuando Mariano Martínez cumplió su sueño de ser productor

enero 9, 2020

El 2012 se venía con muchos cambios y proyectos para Martínez, porque se estrenaba en agosto la película La pelea de mi vida, en la que se interpreta a un boxeador. Desde sus comienzos en Por siempre mujercitas, su carrera ha crecido a paso sostenido, tanto en la televisión como en el teatro y en el cine. Llego a convertirse en uno de los actores jóvenes argentinos más exitosos en su haber.
Entre las interpretaciones más notables destacan las de Campeones, Son de fierro, Valientes y Los únicos. Es inevitable ver a Mariano y no remontarse a papeles inolvidables que marcaron su carrera como el de Martin Marquesi en Son amores.

Y, como si fuera poco, cumplió uno de sus sueños: producir televisión. Debutó con la comedia Mi problema con las mujeres y sobre este gran momento declaró: “Este es mi sueño, me gusta estar detrás de escena, descubrir nuevos talentos y actuar esporádicamente”.


Martínez es multifacético y puede componer un personaje como el rey del sol en Son de amores y grabar un CD, como interpretar a un súper héroe en Los únicos; o bien jugar a ser modelo y posar ante la lente de nuestro fotógrafo Pablo Schreiterer para esta exclusiva producción. Mariano es versátil, cálido, predispuesto, no teme hablar, da detalles, es franco y amable.

Plato favorito: Asado.
Una bebida: Champagne.
Un restaurante: Apassionato, restaurante italiano.
Un auto: Audi A3.
Un defecto: Soy impulsivo.
Una virtud: Soy perseverante.
Una frase que uses: ¡Nada es imposible!
¿Qué te da alegría? Mis hijos.
¿Qué te pone triste? La injusticia.
Un sueño cumplido: Mi familia.
Tu lugar en el mundo: Mi casa.
Un placer pecaminoso: Comer dulces, me gusta el chocolate y el helado.


Un perfume: Dunhill y Aqua di Gio.
Una virtud que admiras de la gente: El humor.
Si pudieras elegir un don, ¿cuál elegirías? Curar enfermedades. La salud es lo primordial, con la salud haces lo que quieras.
¿Creés en la fidelidad? Sí.
Religión: Creo en Dios pero no voy a la iglesia.
Algo que compres compulsivamente: Lentes de sol. ¡Me encantan!
Si tus amigos hablaran, qué dirían de vos: ¡Un loco bueno!
El mejor regalo que te hicieron: Un libro. Metafísica 2 en 1 del conde de Saint Germain. Fue un libro que me ayudó mucho en un momento de mi vida.
Alguien a quien admires: Como artista, Ricardo Darin. Es un consecuente de lo que piensa y dice. Es muy inteligente y tiene esa virtud que admiro de la gente, el humor.


Un político: No tengo ningún referente.
¿Qué música escuchas? Me gusta de todo, ahora el rock nacional y el cuarteto.
Un miedo: Que le pase algo a mis hijos.
¿Cuál es tu idea de la felicidad? Mi presente representa la felicidad.
Si no fueras actor, serías… Productor o veterinario. Me encantan los animales.
El trabajo que te hizo crecer profesionalmente: En teatro Closer y en televisión Valientes.
¿Un director de cine que admires? Martin Scorsese.
¿TV, Cine o Teatro? Me gusta mucho el cine y a la TV le tengo un cariño especial porque ahí hice la mayor parte de mi carrera.
Un héroe de la ficción: Batman.
Un actor: Pepe Soriano.
Una actriz: Mercedes Morán.


Si pudieras pasar un instante con alguien que admires, ¿con quién lo pasarías y en dónde? Con Elvis Presley, en un escenario bailando Rock and Roll.
Un papel que te hubiese gustado interpretar: en Mi vida como hijo en papel de Robert de Niro, otro seria en la película ¿A quien ama Gilbert Grape? El rol de Johnny Deep y El club de la pelea el papel de Brad Pitt.
Una película: Titanic, nos encanta a mi mujer y a mí.
Un libro: Romeo & Julieta.
Una serie de TV: Doctor House y Dexter.
La paternidad: Paraíso.
Los Únicos: Amigos.
Adrián Suar: Un referente.
Un Objetivo: Ser feliz.
Un amigo: Carlos Recio.
Una mascota: Pedro, lo tengo hace muchos años, lo encontré en un tacho de basura.

(Esta nota fue publicada en la edición Otoño 2012 de Revista Mustique)