#muyMustique


¿Hay un lodge en Ruanda donde los gorilas son tus únicos vecinos?

febrero 21, 2020

Viajar a Ruanda es toda una aventura. Desde donde lo mires, habrá un paisaje digno de tu atención… pero acá, por sobre todo, te vas a encontrar con vida animal en su más cruda, natural y bella versión. Conocé el Singita Kwitonda Lodge y a los gorilas de montaña, sus más próximos vecinos.

This image has an empty alt attribute; its file name is des-1-700x432.jpg

África puede sonar muy lejano; después de todo, nos separan una inmensidad de kilómetros, con un océano de por medio. Pero lo cierto es que ningún otro lugar en el planeta acerca paisajes, aventuras y experiencias tan especiales como los que se encuentran en el continente africano, así que vale la pena hacerse una escapada y atreverse a sus singularidades.
En este momento, nos vamos a trasladar particularmente a Ruanda, ese pequeño territorio ubicado en África Oriental que goza de extensiones de verde, alturas y enérgica vida salvaje. No por nada se lo conoce también como The Land of a Thousand Hills (o la tierra de las mil colinas): sus paisajes son verdaderamente excepcionales.

This image has an empty alt attribute; its file name is des-2-700x467.jpg

Un viaje en avión a Kigali, su capital, será solo el principio de la aventura. Ahí vas a conocer la comunidad local, sus costumbres, colores y sabores. Los viajeros apasionados saben que hasta no sumergirse por completo en el ritmo del mismísimo destino, la experiencia no se completa. Aunque Kigali no es nuestro destino final; la aventura que buscamos está más allá de los horizontes de su capital. Después de dos horas (aproximadamente) de viaje por tierra, llegás finalmente a destino: el Singita Kwitonda Lodge.
Este hotel, o mejor dicho, este santuario natural, convive armoniosamente con el ecosistema que lo rodea, ofreciendo una experiencia placentera y exótica en el corazón de África. El lodge está ambientado con objetos del diseño local hechos a mano con materiales que se mimetizan con el entorno. Cada espacio fue pensado con suma delicadeza, evitando excesos, pero asegurando un hospedaje de lujo en cada rincón. No, no pienses que estás completamente aislado del mundo porque estás en el medio de la selva. Acá también podés relajarte en el spa, ver películas, degustar vinos (África tiene grandes potenciales vitivinícolas, ¿sabías?) y una infinidad de actividades más que te van a desconectar de la vibrante vida urbana y volver a conectar con lo esencial de las vacaciones: el disfrute.

Singita cuenta con 15 lodges alrededor de África. Su propuesta encarna un turismo alejado de todo lo que asociamos con la versión actual de este concepto. Hoy, se lo denomina mejor como turismo sustentable o eco turismo, que se basa en generar el menor impacto posible sobre el medioambiente, sin invadir la cultura local o irrumpir el curso natural de sus ritmos. El Singita Kwitonda Lodge es un fiel promovedor de las prácticas responsables de eco turismo, y cumple con los requisitos de sustentabilidad necesarios, el cuidado de la biodiversidad y el respeto a la comunidad local. Durante casi tres décadas, sus lodges han sido reiteradamente premiados, por su responsabilidad para con el ambiente como por su servicio.
Por otro lado, recordemos lo mucho que se ha escuchado hablar de la vida salvaje en África y la extinción (real o posible) de algunas de sus especies autóctonas más icónicas. El Singita Kwitonda Lodge se posa en los límites del conocido Volcanoes National Park, hogar de más de un tercio de los gorilas de montaña que aún viven en nuestro planeta. Según la Lista Roja de Especies Amenazadas de la UICN, esta especie no supera los 900 individuos alrededor de todo el mundo. El estado de peligro de los gorilas de montaña es producto de la pérdida de su hábitat, contagio de enfermedades humanas y guerras que han sacudido sus tierras. Conocer esta especie es un verdadero privilegio, y acá es posible (en su justa medida, claro). El hotel ofrece la posibilidad de hacer trekking por las montañas y ver a los gorilas en su hábitat natural, despojados de cualquier intervención humana. La importancia de la preservación de esta especie es uno de los objetivos principales del equipo de Singita.

Si bien este lodge es un gran punto de partida para conocer Ruanda, su gente y sus excepcionales gorilas, como todo entorno natural y salvaje, la diversidad animal es inmensa. Los bird watchers se volverían locos con las especies que habitan sus cielos, así como los entusiastas de la fotografía no soltarían la cámara de fotos en ningún momento. Además de tener unos paisajes supremos y un entorno digno de admirar durante largas horas, el lodge te proporciona equipamiento fotográfico para facilitar y alivianar tu photo trip.
África no solo toca las puertas a tu corazón viajero, sino que además te va a conectar con la naturaleza como nunca antes lo hiciste. Y esta puede llegar a ser tu primera experiencia bajo las premisas del turismo sustentable, pero debemos advertirte… será la primera de muchas. Esta tendencia llegó para quedarse.

Chequeá también el mejor roadtrip que podés hacer en Portugal