Viajes


¿Querés vivir el carnaval más largo del mundo?

febrero 20, 2020

Los argentinos vamos a defender a muerte que no hay como el carnaval de Gualguaychú, pero en cuanto a la duración de los festejos, debemos admitir que nuestro país vecino, Uruguay, nos gana. El tercer jueves de enero se da inicio al carnaval con un mega desfile inaugural sobre la avenida más importante de Montevideo, Av. 18 de Julio. Y la colorida fiesta se extiende hasta mediados de marzo.

Durante los 50 días de festejos, el Teatro de Verano es donde se lleva a cabo el certamen oficial, pero el carnaval también se vive en la calle con presentaciones paralelas. Desfiles en las calles y espectáculos en escenarios barriales al aire libre (llamados tablados) ocupan el tiempo libre de todos los habitantes y turistas durante estos meses. Uno de los momentos más esperados es el Desfile de Llamadas, un gran despliegue callejero a puro color en el que el tambor y el ritmo candombero son los protagonistas. ¿Dónde más vas a ver 2.000 tambores sonando al unísono?

Es difícil comprender todo lo que abarca la cultura del carnaval uruguayo sin verlo con tus propios ojos, pero para que te des una idea, la popularidad del carnaval dentro de la cultura uruguaya es impresionante, ¡incluso se ve más que el fútbol de todo el año! Además tiene algunas diferencias con lo que nosotros consideramos carnaval, principalmente porque es un carnaval de escenario. Además, por ejemplo, la Murga es un grupo musical compuesto por máximo 17 hombres que en sus canciones exponen con humor y sátira su visión de la actualidad del país y del mundo, combinando arreglos corales, llamativos vestuarios y maquillajes creativos. La Murga es una de las 5 categorías del carnaval uruguayo en las que se compite, junto con las Revistas, Humoristas, Parodistas y Lubolos o Comparsas.

Para enterarte de todo sobre el carnaval de Uruguay y verlo en primera persona, el Museo del Carnaval es un gran punto de inicio. No solo vas a aprender sobre las tradiciones uruguayas sino también podrás ver de cerca magníficos trajes y objetos históricos del carnaval. Además, el museo tiene un tablado propio con varias presentaciones todas las noches de carnaval.

Montevideo para principiantes

Aunque visitar la capital uruguaya durante el verano (y ser testigo de su increíble carnaval) es una experiencia única, las cosas para ver y hacer no terminan ahí, y por eso es un destino ideal para hacerte una escapada en cualquier momento del año.

Una de nuestras maneras preferidas de conocer una ciudad es caminándola, y Montevideo se presta para eso ya que las distancias no son largas y se puede llegar a pie a casi cualquier lado. Pero claro que el mejor recorrido para hacer es por la ciudad vieja que esconde la historia de los inicios de la ciudad, incluso algunos rastros de la época en que pertenecía a España y estaba rodeada por murallas. Partiendo desde la Plaza Independencia y de la Puerta de la Ciudadela, no dejes de pasar por el Teatro Solís, caminar por la Peatonal Sarandí, o incluso entrar al Museo del Tango. El mercado del puerto, que originalmente una estación ferroviaria, hoy alberga diversos restaurantes donde degustar la comida local y el medio y medio, una bebida alcohólica clásica de la ciudad que mezcla de vino espumoso dulce y vino blanco seco.

Pero para los más osados con sed de adrenalina, también hay tours motorizados disponibles. Y no sobre cualquier vehículo: sobre una moto Harley Davidson. La propuesta del grupo Legado Riders consiste en tours y alquiler de motocicletas a lo largo y ancho de Uruguay, y es ideal para motociclistas expertos y también para aficionados (si no tienen licencia de conducir, serán acompañados por un rider). La oferta se adapta al perfil de cada uno ya que se puede elegir el recorrido, la duración y el modelo de la moto.

En busca de una experiencia superior y distinta, una buena opción es visitar bodegas uruguayas. Bodega Bouza es una de las mejores del mundo (recientemente reconocida como uno de los 50 mejores viñedos del planeta según los premios World’s Best Vineyards) y un planazo para complementar tu estadía uruguaya.
La visita con recorrido por los viñedos y la bodega es gratis, pero una degustación in situ es un must y para eso las opciones son varias.
La degustación de vinos se realiza en Bouza Vinos Garage, un espacio moderno y descontracturado donde se exhibe parte de la colección de autos clásicos de Juan Bouza. Incluye cuatro vinos, uno blanco y tres tintos, cada uno armonizado con una tapa distinta con influencia española.
Si querés armar tu comida a gusto, también se puede almorzar a la carta, eligiendo tus platos de cocina uruguaya con fuerte influencia francesa y española y también seleccionando el vino con el que te gustaría acompañarlos. Es posible elegir de entre una amplia carta de vinos de cosechas especiales, incluyendo vinos de archivo.
Pero la opción más completa es la Experiencia Bouza: una comida de cinco pasos en el restaurante del hotel, cada plato especialmente maridado con uno de sus vinos.

Un hotel para cada uno

Una parte fundamental de viajar es el alojamiento, sin dudas, y gracias a Wyndham tenemos eso resuelto ¡con tres opciones de lujo! Y estamos seguros de que alguna va a ser perfecta para vos…

En el hotel Dazzler by Wyndham Montevideo encontrarás una perfecta combinación de estilo urbano, viaje de negocios y comodidad en sus instalaciones. En el barrio de Punta Carretas, su ubicación es ideal para una relajante caminata por la Rambla y un paseo por Pocitos y su playa. Aunque ostente un nivel y elegancia dignos de viajes ejecutivos, el restaurante Dakota ubicado en el lobby es donde locales y huéspedes van a elegir estar, tanto al almuerzo como a la cena. Y si una salida nocturna no puede faltar en tu itinerario, asegurate de estar en Montevideo un martes: el rooftop del hotel es el spot donde vas a querer estar mientras cae el sol.

El Barrio de las Artes, dentro de la Ciudad Vieja, alberga emblemáticos edificios de la cultura e historia de Uruguay. Uno de ellos, el Hotel Cervantes (ex Teatro Cervantes), alojó a importantes personalidades como Jorge Luis Borges y Julio Cortázar, y hoy te puede alojar a vos. Sí, porque el renovado edificio histórico es actualmente el Esplendor by Wyndham Montevideo Cervantes, un hotel donde el arte se esconde en cada rincón. Un claro ejemplo son las muestras de arte de artistas locales e internacionales que se realizan durante el año, pero también hay que prestar atención a sus ambientes donde convive lo clásico y lo moderno. Digno portador de la marca Esplendor, muestra la ciudad de Montevideo desde su vida cultural. El paseo obligado desde allí: el centro antiguo y sus callecitas llenas de historia.

Siguiendo con la línea del arte y el diseño, Esplendor by Wyndham Montevideo Punta Carretas es el más nuevo de los tres. Ya desde el ingreso a su lobby, las pantallas envolventes te trasladan a otro mundo. Allí notarás un balance entre comodidad y estilo con detalles muy cuidados, en especial en sus modernas habitaciones. La pileta ubicada en el último piso de una de sus dos torres es la pileta de rooftop más larga con 25 metros para nadar en las alturas y ver atardeceres increíbles. Nuestra recomendación: Punta Carretas es uno de los barrios más tranquilos y pintorescos de la capital, así que pedí una bicicleta en la recepción y recorré los alrededores de manera eco friendly.

Chequeá también una muestra fotográfica imperdible en la Usina del Arte.